DIFERENTES TIPOS DE CAÑON

CARGA DE CAÑON

INFANTE CON LOMBARDA

LOMBARDA DE GALERAS

PARTES ARTILLERIA NAVAL

HISTORIA DE LA ARTILLERIA  NAVAL.

HISTORIA DE LA ARTILLERIA NAVAL

La artillería nace con la aparición de la pólvora. En algún momento, los chinos de la Dinastía Song comenzaron a colocar la pólvora primitiva en medio de gruesos trozos de bambú para utilizarlos como armas de fuego, disparando bolitas de arcilla como con una escopeta. El primer cañón de mano apareció durante la Batalla de Ain Yalut de 1118 entre los mamelucos y los mongoles en Oriente Medio. En Edad Media el cañón se convirtió en un arma estándar y más efectivo para hacer frente a la infantería y a las de asedio. Berthold Schwarz, alquimista y fraile franciscano alemán, cuyo verdadero nombre se cree era Konstantin Angeleisen o Anklitzen. Nació en Friburgo, Brisgovia, probablemente a principios del siglo XIV y murió en 1384. Schwarz construyó en bronce los primeros cañones del mundo occidental que usaron la pólvora como proyectil, lo cual tuvo lugar en 1313 en la ciudad flamenca de Gante.

 

SOLDADO DINASTIA SONG

¿Cómo funciona un cañón? El primer paso es cargar el tubo con pólvora negra. Después, se inserta el proyectil, o sea, la bala de cañón en el tubo, y posteriormente se añade el relleno que sirve como barrera. Luego la mecha se prende fuego generando la explosión de la pólvora que ejerce gran fuerza de empuje en el proyectil.

CAÑON DISPARANDO

Clonard dejó escrito que la artillería figuraba en las operaciones militares españolas Salas y Clonard la sitúan en el Siglo XII, año 1118 en Zaragoza. Hay defensores de lugares y fechas emblemáticas

. Niebla año 1257 En 1262, tras un asedio de nueve meses, Alfonso X el Sabio conquista y somete la ciudad. En el asedio se utilizó por primera vez en Occidente la pólvora con fines bélicos, al emplearse para accionar unos primitivos cañones. primeros disparos de artillería en Europa fueron en España .

Los primeros disparos de que se tienen noticia fidedigna se hicieron en el ataque de Mohamed IV de Granada contra las fronteras de Alicante y Orihuela en 1331 Anales de Aragón de Zurita. 1342 Verdadero punto de partida de la Artillería española, el Sitio de Algeciras El verdadero punto de arranque de la artillería en España esta en la exacta descripción que la de los moros sitiados en Algeciras por Alfonso XI en 1342,

hace la Crónica de este rey:

Los moros de la cibdat lanzaban muchos truenos contra la hueste, en que lanzaban pellas de hierro muy grandes et lanzábanlas tan lejos de la cibdat que pasaban allende de la hueste algunas de ellas, et algunas ferian en la hueste:et otro si lanzaban con los truenos saetas muy grandes et muy gruesas. asi que hubo hi saeta, que era tan grande que un ome había mucho que facer en la alzar de la tierra..

Primera noticia de artillería naval en España en 1359 En las luchas mantenidas por el rey Pedro el Ceremonioso de Aragón y Pedro el Cruel de Castilla, los primeros habían colocado una bombarda en una nave, que contribuyó a la derrota de las naves de Pedro el Cruel a bombarda o lombarda, considerada actualmente como el arma de fuego portátil más antigua de todas, era una pieza de artillería muy primitiva que acabaría siendo precursora del cañón.

Las bombardas se construían de duelas y aros de hierro forjado. Estaban compuestas de caña y recámara postiza, que se unían entre sí con tosco afuste por medio de cuerdas. Eran de longitud de ánima muy corta y disparaban como proyectil una esfera de piedra toscamente labrada.

En el siglo XVII las potencias marítimas tales como Inglaterra, España, Francia y Holanda reglamentaron la construcción de piezas de artillería en base al peso de la bala que disparaban: cañón de batería de 40 libras, el medio cañón de 23 libras, cuarto cañón de 10 libras y el cañón de campaña de 5 libras. La artillería naval revolucionó la táctica naval del abordaje pasando a combatir a distancia.

Por la posición de los cañones, en los costados de las naves se buscaron naves de mayor eslora para portar más cañones. Algunos buques del siglo XVIII superaban los 100 cañones, 50 por banda. Los muñones del cañón se apoyaban en gualderas de madera montadas sobre una cureña. La cureña era un carro de madera que reposaba sobre cuatro ruedas macizas. La elevación del cañón sobre su cureña se ajustaba mediante cuñas de madera que levantaban la culata cuando se las añadía (apuntando de este modo más abajo) o que la bajaban cuando se las retiraba (apuntando de este modo más arriba). del costado por unas aberturas llamadas troneras. Al efectuarse el disparo el cañón retrocedía pero era sujetado por un cable grueso llamado braga. Entonces mediante dos aparejos llamados palanquines (semejantes a polipastos), uno a cada lado, se le volvía a colocar en batería, recargándolo por la boca para que pudiera volver a ser disparado.

Cuando el buque navegaba escorado había que impedir que el agua entrara en su interior a través de las troneras del costado escorado. Para ello había que mantener cerradas las troneras gracias a unas portezuelas de madera llamadas portas.

 

CAÑON NAVAL SALIENDO POR TRONERA

El siglo XIX buques impulsados mediante máquinas de vapor. En lo referente a la artillería uno de los principales cambios, además del aumento progresivo tanto de los calibres como de los alcances de los disparos, fue el reemplazo de balas macizas de plomo cargadas por las bocas de los cañones (avancarga) por obuses explosivos cargados por las culatas de los cañones (retrocarga). Además las principales piezas de artillería dejaron de estar situadas en puentes artillados en el interior de los buques para pasar a estar constituidas por grandes piezas situadas a la intemperie, sobre la cubierta principal del buque. Aunque reducidas en número, estas piezas fueron siendo cada vez de mucho mayor tamaño y mayor alcance

ARTILLERIA ACORAZADO PELAYO

[ En el siglo XX fueron evolucionando hacia un nuevo tipo de buque de primera línea de combate, el acorazado, que se caracterizó por estar totalmente constituido de placas de espeso acero blindado y por poseer torretas a proa y a popa armadas todas con cañones de un mismo calibre. Se considera al Dreadnought británico (1906) como el primer acorazado de la historia. 

Los acorazados, cuyo armamento estaba estrictamente basado en una poderosa artillería naval, la Segunda Guerra Mundial, guerra en el que el portaaviones puso fin al combate naval basado en duelos de artillería. Los mayores acorazados, dotados de los mayores cañones navales, fueron los japoneses de la Clase Yamato, pero al acabar la Segunda Guerra Mundial, en 1945, el arma principal de las armadas de todas las principales potencias pasó a ser la aviación embarcada, lo que puso fin a la artillería naval como armamento principal en el mar.

 En la actualidad el portaaviones sigue siendo el principal navío de primera línea de combate. Sin embargo numerosos buques de guerra, en particular los destinados a las patrullas guardacostas, siguen estando armados con cañones, ya sean convencionales o automáticos, aunque de un calibre muchísimo menor que el de los grandes acorazados de la primera mitad del siglo XX.

info redes sociales , creditos a quien correspondan.

Jpanades.

BUQUE DE PROYECCION ESTRATEGICA JUAN CARLOS 1