BAJO EL MAR EN SANTIAGO DE CUBA,

UNA INMERSION EN LA HISTORIA

Teodoro Rubio

Estaba próximo a acabar el año 1993 cuando visite el Salón Náutico de Barcelona en la Fira de Montjuic, con la intención de buscar información de viajes de submarinismo, en la sección que por aquel tiempo disponía la feria de la náutica de la Ciudad Condal dedicada a las actividades subacuáticas.

Recorriendo los diversos Stands, encontré uno dedicado a los viajes para la práctica del buceo ,”Koh Samui”, de igual nombre que la isla situada en la costa Este del istmo de Kra en Tailandia, les solicite información y muy amablemente me facilitaron una revista–catalogo especializada exclusivamente en viajes a lugares donde poder practicar el submarinismo recreativo y deportivo, y que incluía en su fabulosa oferta los principales destinos a nivel mundial, el Mar Rojo, Galápagos, Mar del Coral, Asia, Pacifico, La gran barrera de Coral en Australia, Méjico y un largo etcétera, entre los cuales se encontraba Cuba que recuerdo que ofrecía tres lugares: el Hotel Colony en la Isla de la Juventud, María la gorda, y los pecios de la flota del Almirante Cervera en Santiago de Cuba.

Foto Hotel Sevilla La Habana y coche clásico de Cuba.

el Hotel Colony en la Isla de la Juventud, María la gorda, y los pecios de la flota del Almirante Cervera en Santiago de Cuba.

Leer ese tercer destino produjo en mí, consecuencias importantes para el devenir de mi futuro produciéndome una especie de “aldabonazo” que puso mi mente a procesar esa información de forma frenética.

De hecho a mí me sonaba de algo un tal “Almirante Cervera“ recordaba haber leído de niño el libro “La Capitana del Yucatán” de Emilio Salgari, que relataba de forma novelada la destrucción de la Escuadra Cervera en Santiago de Cuba y la perdida de Cuba por España en el 1898. Lo que es indudable es que allí mismo, aquella tarde de domingo de diciembre del 93 tome la firme e irrenunciable decisión que mi próximo viaje tenía un destino fijo, Cuba.

Lo primero que hice fue comunicarme vía teléfono con Koh Samui con la intención de informarme de las posibilidades de viajar hacia Cuba, además de saber qué presupuesto tendría que contemplar en mi nota de gastos.  La idea era realizar el viaje en agosto del 94, al coincidir este con el clásico mes de vacaciones con el que contaba mientras estuve en activo por mi actividad laboral y profesional .

Mis inicios como buceador deportivo en el año 1981 en el puerto de Palamós realizando el curso de buceador deportivo de 2 estrellas

Mis intenciones no eran otras que poder bucear para descubrir e investigar a fondo los pecios de la flota del Almirante Cervera, tal y como lo ofrecía la mencionada revista, aunque desde la propia agencia me dijeron que ese destino era muy nuevo y hasta que no contasen con una cantidad mínima de buceadores inscritos para realizar el viaje, no me podían garantizar que se llevase a cabo.

No obstante me ofrecían alternativas que contemplaban viajar a otros destinos Cubanos, el Hotel Colony, o también hacia María la gorda. Este destino si parece ser que funcionaba con cierta regularidad en Cuba -o cualquier otro de los muchos destinos publicados en su catálogo de viajes a lo largo y ancho de este mundo-. La oferta era espectacular, aunque yo estaba en ”mis trece”, que no era otra que ir a sumergirme en la zona donde se encuentran los pecios de la escuadra Cervera.

Tras una larga y provechosa conversación con la agencia Koh Samui, tomaron nota de mis datos personales y quedamos que se pondrían en contacto conmigo por si había posibilidades reales de realizar el viaje, con cierta tristeza tuve que asumir el que jamás me llamaron.

A día de hoy puedo decir con conocimiento de causa que ese “anuncio publicitario “era solo una utopía, nunca lo pudieron vender, para mi supuso un esfuerzo ímprobo. Debo recordar que a finales del 93, principios del 94 no existía Internet, por lo que el poder realizar cualquier tipo de consulta era muy complicado.

Comencé dirigiéndome desde Tarrasa, mi ciudad, a una Agencia de viajes de confianza para averiguar si por esa vía tendría posibilidades de contratar dicho viaje, obviamente no tenían ni idea, aunque eso sí, me pusieron en el buen camino, tenían un Tour Operador, mayorista de viajes de Cuba llamado “Guama”, y que gracias a su buena gestión ayudo mucho al propósito.

En lo relativo a los pecios del Almte. Cervera en Santiago de Cuba, ni idea pero me ofrecieron una posible solución para obtener la información necesaria, para ello tuve que ponerme en contacto con la Embajada de Cuba en España y así lo hice, llame a Madrid, a la Delegación Cubana y me pasaron con un responsable de turismo y visados, o algo por el estilo que no sabía de lo que estaba hablando pero fue lo bastante amable en pedirme mis datos personales y dirección postal para cuando tuviese la información solicitada me la enviaría por carta.

Pensé por momentos que todo sería una excusa para contentarme en ese momento, no fue así , esa persona que no conozco y que probablemente jamás conoceré se tomó la molestia de recabar esa información, pues al cabo de unos días, recibí un sobre blanco de dimensiones algo fuera de lo estándar aproximadamente el equivalente a un DIN A 3 y en cuyo remite figuraba la Embajada de Cuba en Madrid. Rápidamente procedí a su apertura, no había ni un solo comentario, si unas cuantas fotocopias en blanco y negro con unas explicaciones históricas sobre el Combate Naval de Santiago de Cuba, el buceo en los pecios y la fotografía, algo borrosa , de un buque llamado “Cristóbal Colon” . Yo no tenía ni idea de que existiera un buque con ese nombre ¡¡Quién no hay oído hablar del descubridor de América!! Dios mío , que interesante , alucine en ese instante . Ese fue mi primer contacto con un buque que ha sido el gran protagonista de toda esta historia que ahora les puedo contar, a eso se le llama empezar de la nada.

Bien, ya con la información necesaria en mi poder me dirigí a la agencia de viajes para preparar, la que sería mi primera y fantástica aventura. Ese primer viaje aunque maravilloso fue algo decepcionante respecto al buceo en los pecios de la Escuadra Cervera, no lo conseguí y del fracaso surgió una nueva oportunidad fruto de mi tenacidad: no renuncie en ningún momento a la más que probable segunda oportunidad, justo después de un año hasta que por fin tras un tercer intento, lo conseguí y sin darme cuenta, me convertí en un experto en el buceo sobre los pecios de la flota del Almte. Cervera, en cuba me definieron como “El investigador del 98”.

Teo y Loli, mi esposa, en el Observador de La Habana en la Marina Tarará de Playas del Este el año de 1994.

Gracias a la entrevista que me realizo el periodista Mauricio Bernal para el Periódico de Cataluña pude expresar de forma amplia todo aquello que había vivido de forma tan intensa y que inserto a continuación.

De izquierda a derecha Pascual Cervera de la Chica, Ángel Luis Cervera Fantoni (biznietos del Almirante Cervera), Teodoro Rubio Castaño, Juan Escrigas Rodríguez (Capitán de fragata -comandante- de la Armada española), Omelio Borroto Leiseca (periodista y documentalista cubano director de la Naturaleza Secreta de Cuba), Vicente González Díaz (Dr en ciencias y director de Cuba sub, la oficina regional de gestión y manejo del Patrimonio sumergido) En el castillo de San Pedro de la Roca del Morro de santiago de Cuba en julio de 2015 en los actos de la declaración de los pecios de la escuadra de Cervera en Monumento Nacional de la República de Cuba.

Hace dos semanas, durante la presentación en la televisión Cubana del primer episodio de la nueva serie documental “ Cuba 1898 una isla entre dos imperios “, el director Omelio Borroto recordó un día ,hace nueve años ,cuando fue con un equipo de cámaras a filmar la fauna del Cristóbal Colon , uno de los buques hundidos en 1898 en aguas próximas a la ciudad de Santiago de Cuba :

< un="" día="" ,="" cuando="" fuimos="" a="" bucear,="" estábamos="" preparando="" la="" inmersión="" en="" un="" centro="" de="" buceo="" y="" yo="" les="" pido="" a="" los="" instructores:="" ¿ustedes="" tienen="" un="" plano="" del="" cristóbal="" colon?="" y="" me="" dicen="" :="" no="" ,="" no="" tenemos="" ningún="" plano="" del="" cristóbal="" colon,="" había="" un="" español="" ,="" turista="" cerca="" de="" ahí="" ,oyendo="" y="" dice="" :="" ¡¡="" yo="" tengo="" un="" plano="" del="" cristóbal="" colon¡¡.noo,="" usted="" lo="" tendrá="" en="" españa="" ,="" respondí="" yo,="" pero="" lo="" necesito="" ahora="" ,="" para="" poder="" hacer="" la="" inmersión="" -.="" y="" me="" dice="" :="" no,="" no,="" yo="" lo="" tengo="" en="" la="" habitación="" del="" hotel="" ,="" se="" lo="" voy="" a="" buscar="" en="" un="">

El hombre había venido a Cuba, unas catorce o quince veces, a bucear en la flota Cervera, ese era el motivo de sus viajes, de su relación con Cuba. A mí me llamo tanto la atención eso… aquella misteriosa aparición. Teodoro Rubio, ese es su nombre , y empezamos aquella noche a conversar mucho , y a partir de ahí le dije, Tenemos que hacer una serie documental sobre este tema

- ¡¡14 o 15 veces!! No tanto, la verdad es que para entonces había ido ocho o nueve veces .Pero hoy si , he ido 24 veces .

- Tendrá que explicarme que es lo que le enamoro de Cuba.

- Si , tiene su historia , vera yo buceo desde joven , y en el año 94 fui por vez primera allí , a bucear en los pecios del Almte. Cervera, así se conocen, pero no pude, el ultimo día, por curiosidad, en un mercadillo, empecé a buscar libros sobre la escuadra Cervera, sorprendentemente nadie tenía nada, al final encontré un viejito, un apasionado del tema , que me dijo que en su casa tenia libros muy buenos , me propuso que volviera al día siguiente , y yo le dije que no podía ,que esa noche me iba ,y él me prometió que me los llevaría al Aeropuerto ¡¡Y lo hizo¡¡ . Es más, me comento que si volvía al año siguiente me daría más libros, y hasta una simulación que había realizado la televisión Cubana del combate de Santiago. Justo ahí como dice mi mujer, se me paro el reloj en Cuba

– ¿ Qué ocurrió?

- Que me apasione por el tema, de hecho de niño, ya me gustaba la historia, sobre todo el tema de los combates, así que empecé a leer y documentarme sobre esa guerra. Tengo montones de libros, volví a la Isla, cada año, salvo cuando nació mi hija, y bucee en el Colon, claro. A Omelio le impresiono eso, todo lo que yo sabía acerca de la guerra. Lo impresiono tanto que le propuse participar en el proyecto, me explica que hacia exactamente. Era una especie de asesor en temas de historia y buceo, y bueno, aparezco en el documental. Me dieron la oportunidad de hablar como si fuera un historiador, aparecen un montón de académicos y yo , “el electricista “,hasta escribí un texto para la presentación oficial que fue en Santiago , en el Teatro Cuba . El Colon “, Un buque para la historia “ ,así se titula ,lo leí allí ,frente a los historiadores , académicos …y la gente levantaba la mano ,preguntaban, me tomaban en serio ,en definitiva ,de hecho

- ¿Si?

- Como consecuencia de todo esto hay gente en Cuba que me llama “ el historiador “..Eso por un lado , por otro , una vez salí citado en el Granma , allí me decían “El devenido experto en la flota de Cervera “, bueno , pues a resultas de todo esto ,¿sabe que ¿. He decidido estudiar Historia, ya me matricule,

- ¡¡Caramba!! ,le felicito , ahora por favor ,explíqueme una cosa . ¿Nueve años para hacer el Documental

- Si. Omelio trabaja para la Televisión Cubana y tenía otros proyectos paralelos , y además el Documental costaba dinero ,pero hubo un momento clave , fue cuando la familia Cervera ,los descendientes del Almirante ,se involucraron en el proyecto.

De izquierda a derecha Teodoro Rubio Castaño, José Cervera Perys, Ángel Luis Cervera Fantoni y Pascual Cervera de la Chica junto al busto del Almirante Pascual Cervera y Topete en el Castillo de San Pedro de la Roca del Morro, Patrimonio de la Humanidad, en Santiago de Cuba.

- Qué bueno, cuénteme.

- No, simplemente que un año ellos fueron a poner un monumento a Cervera en Santiago , y en ese viaje Omelio los conocio y les hablo del proyecto. Treinta y dos Cervera fueron en esa ocasión a Cuba, el tema les entusiasmo y se comprometieron a financiar todas las filmaciones submarinas, que era la parte más costosa del proyecto, a raíz de ese encuentro se forjo una buena amistad con ellos .

- Tremenda historia , le felicito.

- ¡¡Gracias!!

Aún recuerdo cuando Omelio me propuso ayudarlo con el documental, le dije “¡¡pero si yo no soy historiador , soy electricista ¡!

El documental de Omelio , me supuso contar con la oportunidad de realizar una serie documental a través del Canal 33 de Tv3 , popularmente conocido como “ Thalassa “ dedicado a la mar. Alfonso Cruz ,un gran artista , pintor subacuático “ me tiro un cable “ y gracias a su ayuda y la colaboración de Omelio Borroto y la productora Cubana , Mundo Latino , se gestó el documental que llevaba por título “ Teo y la flota enfonsada “ y con la participación de Rumbo Sur que era la productora que realizaba el programa ,esto significo mi definitiva consolidación como especialista en la Escuadra de Operaciones de las Antillas del Almirante Cervera que describo a continuación.

De izquierda a derecha Pascual Cervera de la Chica, Teodoro Rubio Castaño, cañón González Hontoria de 280mm de proa del pecio del crucero Almirante Oquendo y Ángel Luis Cervera Fantoni. Playa de Juan González Santiago de Cuba

Fue en marzo de 2010 cuando viajo a Cuba en compañía de los hermanos Secorun, Pere , el director y Josep Luis , el camarógrafo de Thalassa del Canal 33 de Tv3 , Televisión de Cataluña y de Alfonso Cruz , pintor subacuático , conciudadano mío ,natural de Tarrasa , como yo.

Estábamos invitados los cuatro por el MINTUR, el motivo de nuestro viaje no era otro que el de realizar varios documentales dedicados al Mar de Cuba, y a la lrelación que Alfonso tenía con ese medio y su pintura submarina.

En mi caso concreto realizar un buen documental dedicado a mis conocimientos sobre los pecios de la escuadra Cervera , tanto en su vertiente Histórica como en la técnica del buceo , con el objetivo de difundir las excelencias durante la inmersión en los fondos marinos cubanos .

El diario Granma , rotativo Cubano, se hizo eco sobre la noticia de nuestra llegada a cuba con un titular en su cabecera que decía así: “El devenido experto en la flota de Cervera “. Durante diecisiete intensos días recorrimos Cuba por tierra, mar y aire, visitando algunas de sus mejores áreas dedicadas a la práctica del buceo profesional  como , Playa Girón, Isla de la Juventud , Cayo Guillermo , Santa Lucia ,Santiago de Cuba , Guarda la Vaca , etc…en ellas se realizaban diversas filmaciones submarinas y terrestres dirigidas por el prestigioso periodista Cubano Omelio Borroto , director de la Naturaleza Secreta de Cuba, de la productora Mundo Latino , que contaba además con la colaboración del también periodista de renombre Pere Secorun. Las inmersiones eran coordinadas por Vicente González, magnifico fotógrafo subacuático ,los camarógrafos submarinos eran Noel López, Víctor Isla y José Rivera. Las filmaciones fuera del agua eran tarea de Pedro Rivera y Josep Lluis Secorun, todos ellos profesionales de primer nivel.

Como colofón Alfonso Cruz pinto un cuadro sumergido en el Acuario Nacional de Cuba de la ciudad de La Habana. Como no podía ser de otra manera ,los protagonistas de la obra fueron los delfines que quedaron inmortalizados en un lienzo impregnado con el sello de identidad que muestra la excelente técnica pictórica que utiliza Cruz, como testimonio de ese viaje y unas vivencias inolvidables su obra se quedó en Cuba.

De todo este periplo de grabaciones, Thalassa ,realizo tres documentales: Cuba ,un jardín submarino,  Un pintor submarino en Cuba, y Teo y la flota hundida. Este último fue dedicado a mi curiosa relación con la escuadra del Almte. Cervera y los pecios de los navíos que la formaban, navíos que yacen sumergidos bajo el misterio de las aguas a lo largo de la costa occidental de Santiago de Cuba.

Nada de particular tiene todo lo que aquí cuento, si no dijese que profesionalmente me dedico a la electricidad, soy técnico de una empresa de servicios eléctricos contratista de ENDESA…no soy historiador, ni periodista , ni nada por el estilo ,por tanto aparentemente bastante alejado de este tipo digamos de “aventuras “ por definirlo de otra forma, reconozco que “ el mundo submarino, los viajes, y la historia son mi pasión y que por una serie de casualidades, aunque los hay que sostienen que estas no existen ,he tenido la gran suerte de poder aunar esa tres facetas con un resultado espectacular ,al menos para mí. Creo que por ello puedo considerarme una persona muy afortunada.

Todo empezó por el propósito de mi primer viaje a Cuba en 1994 ,con el objetivo de poder bucear en los restos de un buque español hundido en aguas próximas a Santiago de Cuba del que solo sabía su nombre , “Colon” y que formaba parte de la escuadra del Almte. . Cervera que por entonces, nada sabía de él , por no saber, desconocía donde se hallaba el pecio del navío hundido en una guerra que su recuerdo se perdía en la noche de los tiempos y por ello fracase, no pude cumplir el objetivo de mi viaje , aunque a mi pesar ,lejos de desfallecer lo seguí intentando volviendo a Cuba una y otra vez, hasta que por fin lo conseguí ,gracias a mi esfuerzo y tenacidad.

De todo saco mis propias conclusiones y me resulta curioso  casi enigmático que mi nombre “ Teo “ ,vaya ligado y forme parte de la historia a través de un documental dedicado a esa flota hundida y olvidada a la que perteneció el Crucero Acorazado Cristóbal Colon, es como si el destino me hubiese otorgado ese privilegio, o tal vez se acabó convirtiendo en una obsesión tratando de desentrañar el misterio ,por aquel entonces para mí de aquel navío de guerra hundido y olvidado en una solitaria playa del oriente cubano.

He podido comprobar, que los sueños se cumplen, cuando empecé a investigar todo lo referente al “Colon”, pude visionar un documental del Comte. Jacques Cousteau ,dedicado a la mayor de las Antillas que llevaba por título “Cuba las aguas del destino “, curioso nombre que casi viene a colación con lo que estoy contando, en el documental aparecía un historiador cubano, ya fallecido que narraba desde los muros del Castillo del Morro de Santiago de Cuba , el triste y dramático desenlace de la Escuadra Española tras el combate naval y .. donde Cousteau, decía ….atravesando la barrera del tiempo ,flotamos sobre la irreconocible chimenea que impulso al “Colon “ en una carrera por la supervivencia , que estaba perdida de antemano .Perseguido , el pesado Crucero , acabo sucumbiendo.

Viendo en pantalla el pecio del Crucero español, mientras contemplaba esas dos escenas, soñé despierto poder hacer algún día algo parecido y a fe que lo conseguí. Por ultimo quiero poner de manifiesto que tras treinta y tres (33) viajes a Cuba y a modo de epilogo , puedo decir que en el 2012 viaje a Santiago de Cuba , invitado por la República de Cuba para asistir a la exposición “Una inmersión en la Historia de la UNESCO” . No fue hasta el 2015 que viaje de nuevo a Santiago de Cuba ,invitado de nuevo por la República de Cuba para asistir a los actos de celebración de la declaración de Monumento Nacional al Parque Arqueológico subacuático donde yacen sumergidos los pecios de la escuadra del Almte. Cervera. En 2016 curse un módulo de arqueología subacuática impartido por la UNESCO en Santiago de Cuba, financiado por la República de Cuba. En 2017 para participar en los actos de celebración del 70 Aniversario del ingreso de Cuba en la UNESCO en su sede de Paris.

De izquierda a derecha Teodoro Rubio castaño, José Cervera Perys, Pascual Cervera de la Chica y Ángel Luis Cervera Fantoni tomando un mojito en la Bodeguita del Medio en La Habana

En 2018 invitado por la República de Cuba y la Embajada Española en la Habana para participar en los actos de celebración del 120 aniversario del final de la guerra de Cuba . En 2019 viaje a Castropol (Asturias) para asistir al homenaje al marino español (Comte Fernando Villaamil , y a la exposición “Arte bajo las olas “. Actualmente soy miembro de CUBASUB, institución Cubana creada para proteger el Patrimonio Sumergido.